El yerno de la millonaria Hélène Pastor niega haber ordenado su asesinato

122 0



Han tenido que pasar casi dos semanas desde que comenzara el juicio más esperado de Mónaco, el del asesinato de la multimillonaria Hélène Pastor en 2014, para escuchar la voz del principal acusado por la muerte a tiros de la matriarca de la segunda dinastía más influyente en el principado tras los gobernantes Grimaldi. Sin embargo, no hubo sorpresas. Wojciech Janowski, yerno de Pastor, negó este jueves una vez más cualquier implicación en la muerte de su suegra, pese a que los principales coacusados del crimen han vuelto a señalarlo en los pasados días como el instigador del asesinato.

“Jamás ordené ninguna cosa”, aseguró Janowski, antiguo cónsul de Polonia en Mónaco, ante el tribunal de Aix-en-Provence, en el sur de Francia, donde se desarrolla el esperado juicio. El que fuera durante casi tres décadas pareja de la hija mayor de Pastor, Sylvia Ratkowski, confesó el crimen ante la policía que lo arrestó poco después de la muerte de su suegra y del chofer de esta en el coche cuando salía de visitar en un hospital de Niza a su hijo menor, Gildo Pallanca-Pastor, fruto de un segundo matrimonio de la rica monegasca. Pero se retractó rápidamente y achacó su confesión inicial a que no había comprendido bien lo que se le había dicho.

«Hay que liquidar a la vieja»

Curiosamente, destacó la Agencia France Presse, este jueves Janowski se expresó en un francés con un fuerte acento polaco, pero gramaticalmente perfecto para negarlo otra vez todo. El principal acusado tomó la palabra solo un día después de que otro de los inculpados, Pascal Dauriac, su antiguo entrenador personal, asegurara que Janowski le manipuló para que le ayudara a cometer el crimen. “Hay que liquidar a la vieja”, citó Dauriac a Janowski. Según su versión, el que entonces todavía era pareja de la hija de Pastor empezó a hablarle de la muerte de su suegra en 2012, alegando que Pastor “le hacía mucho daño» a Sylvia, a la que ese mismo año le habían diagnosticado un cáncer. Según la investigación policial, fue la enfermedad de su pareja la que habría detonado el asesinato de la multimillonaria, ya que Janowski y Sylvia no estaban casados. El excónsul polaco, que se hacía pasar por un hombre de negocios aunque luego se demostró que ni tenía titulación y que no hacía más que perder dinero en oscuros negocios, sabía que, en caso de muerte de su pareja, corría peligro de no heredar casi nada, a pesar de haber desviado ya buena parte del dinero que Hélène Pastor le daba a su hija, quien recibía 500.000 euros mensuales de su madre. De acuerdo con los investigadores, Janowski llegó a la conclusión de que le convenía que su suegra falleciera lo antes posible para que su hija heredara su fortuna rápidamente, lo que le permitiría a él desviar también ese dinero antes de que Sylvia pudiera sucumbir a su enfermedad (acabó superando el cáncer).

Testimonios inculpatorios

Según relató el miércoles el antiguo entrenador personal de la pareja, en 2013 Janowski volvió a pedirle ayuda para matar a su suegra. “Esto no puede durar más, la enfermedad de Sylvia se ha agravado, hay que liquidar a la vieja. ¿Puedes ayudarme?”, aseguró que le dijo. Aunque Dauriac siguió negándose un tiempo, acabó por ceder, admitió, porque Janowski le “amenazó”. Dauriac habló con su cuñado, Abdelkader Belkhatir, quien “a comienzos de abril de 2014, me dice que alguien está dispuesto a responder a la demanda de Janowski”. Pastor fue asesinada el 6 de mayo de ese año. De acuerdo con el testimonio de Dauriac, Janowski también quería matar a su cuñado Gildo, presente en el juicio como acusación particular.

“Jamás le pedí a Dauriac resolver el problema de esa manera. No hay pruebas”, insistió este jueves en el juicio Janowski, que acusó a su antiguo entrenador de “inventarse cosas que no sucedieron jamás”.

En total, una decena de personas están acusadas en un juicio que comenzó el 17 de septiembre y que se espera dure algo más de un mes. La semana pasada fue la hija de la víctima y antigua pareja del acusado la que declaró ante los jueces. “Perdí a mi madre y perdí al hombre de mi vida”, dijo entre lágrimas, según AFP. Sylvia Ratkowski también aseguró que su expareja le confesó el crimen. «Me dijo que fue él quien ordenó el asesinato», testificó. “Estoy devastada, todo mi mundo se derrumbó, 28 años de vida en común, ya no tengo a mi madre, no tengo nada”, lamentó antes de decir que espera que durante este juicio salga a relucir, por fin, “la verdad”.



Fuente: El país

Related Post

La resurrección de Darwin

Posted by - marzo 4, 2019 0
Donald Trump es el gobernante más anárquico del siglo XXI, y los colegas ideológicos que le rodean, Mike Pence, Mike…

Your reaction

NICE
SAD
FUNNY
OMG
WTF
WOW

React with gif

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

[wordpress_social_login]


OR


Note: Your password will be generated automatically and sent to your email address.

Forgot Your Password?

Enter your email address and we'll send you a link you can use to pick a new password.

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas